Rendimiento en matemáticas por origen de los alumnos

El conocimiento del idioma, la trayectoria escolar y otros aspectos de carácter cultural y socioeconómico pueden condicionar el rendimiento académico del alumnado de origen inmigrante. De ahí la relevancia de medir la diferencia entre estudiantes autóctonos e inmigrantes en el nivel de competencias en matemáticas a la edad de 15 años. Esta diferencia representa una buena aproximación del grado de integración de los estudiantes inmigrantes y, dentro de estos últimos, entre aquellos de primera y de segunda generación.

PISA (Programa para la Evaluación Internacional de los Alumnos) define como alumnado inmigrante de primera generación aquel no nacido en el país de la prueba y cuyos padres tampoco han nacido en ese país y como alumnado inmigrante de segunda generación aquel que ha nacido en el país de la prueba y con ambos padres extranjeros.

También te puede interesar

Dossier

La educación como ascensor social

La educación como ascensor social

Educación Inclusión Social

La educación, la investigación y el conocimiento son los ejes fundamentales para predecir el desarrollo futuro de un país. El Dossier aborda el papel de los estudios como ascensor social y la presencia de alumnos de origen inmigrante en las aulas.

Artículo

Ampliar y mejorar la formación de las personas ocupadas: una necesidad

Ampliar y mejorar la formación de las personas ocupadas: una necesidad

Educación

Formar a los trabajadores es vital para mejorar su empleabilidad. Sin embargo, desde la crisis en España se invierte un 50% menos en este concepto y los agentes sociales apenas participan en la definición de acciones de formación continua.

Artículo

Sobrecualificación y desempleo juvenil. Dinámicas de inserción laboral de los titulados universitarios

Sobrecualificación y desempleo juvenil. Dinámicas de inserción laboral de los titulados universitarios

Educación

La crisis económica vivida en nuestro país ha ocasionado que cada vez más jóvenes se decanten por alargar los estudios ante la falta de perspectivas laborales. Este hecho ha provocado una sobrecualificación de la juventud y la consolidación del desempleo.